sábado, 10 de enero de 2009

Generaciones

Paseaba hoy por plaza Cataluña y me encontré observando a diferentes grupos de adolescentes, entonces me dio por pensar que la tecnología puede avanzar a pasos agigantados, pero los seres humanos caminamos a paso de tortuga.

Años atrás cuando tenía su edad, me gustaba pensar que mi manera de vestir era única –tal como mi individualidad- años más tarde al ver un par de fotos y comprobar que mis pintas parecían sacadas de un catálogo y que mis amigas y yo parecíamos hermanas, atribuí este hecho al estrecho mercado de mi ciudad y las pocas opciones de compra, pero hoy mientras observaba que en cada grupo vestían exactamente igual o llevaban los cabellos lacios en toda la cara con cortes similares, me pregunte si es que realmente la poca diversidad de imagen de los adolescentes se debía en realidad a las pocas opciones, la respuesta que vino a mi cabeza fue que durante la adolescencia soñamos con ser diferentes en el grado en que somos exactamente igual a nuestro entorno mas cercano.

Y las similitudes no se detienen ahí, ¿pueden los lectores recordar aquellas películas de los años ochenta en que muchachos con peinados extravagantes caminaban por las calles con un equipo de radio en el hombro con la música a todo volumen tratando de incordiar a los “vejetes”? … se ha topado alguno de ustedes con un adolescente (sin importar el corte de pelo) con la música a todo volumen desde un celular? Pues parece que ha sido solo la tecnología que ha conseguido avanzar y convertir un equipo pesado y grande en algo pequeño y transportable, mientras la música sea breack dance, hip hop o reguetón, supuestamente transgresora perfora de la misma manera los oídos de quienes han tenido que dejar atrás los sueños de ser únicos y en el momento en que realmente podrían conseguir cambiar los estereotipos sociales se limitan a quejarse del ruido y las pintas extrañas de un grupo de adolescentes.

12 Invisibles:

Cecy dijo...

Me gusta cuando cuentas de tu observación, porque no me siento sola, pensando lo mismo.

Pero hoy comprendo que cada etapa tiene su aprendizaje y que el hombre (genericamente hablando) necesita siempre sentirse que tiene un par a su lado.

Besos

cristal00k dijo...

Buena reflexión Lilyth. La adolescencia, en general, necesita de la tribu en un momento dado. Pero a todos nos llega el momento del avance, más tarde o más pronto.
De todas formas, hoy, el mundo sigue muy dividido en ghettos generacionales... algo de difícil superación. Tienes razón habría que hacer un esfuerzo no solo hacia la adolescencia, sino también hacia las vejez y la madurez. También se "presuponen" demasiado comportamientos ¿verdad?.
Un beso y buena entrada.

Lupita dijo...

Afortunadamente casi todos conseguimos pasar la adolescencia y convertirnos en adultos, espero que ellos también consigan separarse del gregarismo y lograr definir su personalidad, sus metas, sus inquietudes y sus ilusiones...
Besitos Lillyth. Piensa que todos hemos sido adolescentes en algún momento, je, je, je...

Alejandro González Romero dijo...

Me encantó el asunto, es genial que comiences así el año, una opbservacion atinada y sensata, es hermoso darnos cuenta que nos varían las fromas según la época pero que lso fines parecieran ser lso mismos, talñ vez ocn mas o menos vehemencia, como los ochentas y su "dejadez" a lo grunch o los sesentas ya su compromiso por la paz - a lo hippie - que se yo. me gustó leerte como siempre, un saludo grande.

Duncan de Gross dijo...

...Son etapas...Aunque yo me he dado cuenta que suelo cambiar de acera cuando me topo con grupos de adolescentes, y estoy condenado a trabajar con ellos en un futuro, espero, inmediato...Un gran besotazo!!

Marysol dijo...

Yo aun tengo una hija adolescente y comprendo muy bien lo que dices, lo vivo en carne propia!...Música a todo volúmen, celulares de última generación y trajes que los hacen sentirse únicos. De todas maneras, me encanta esta etapa de la vida, la vivi personalmente y ahora la sigo viviendo a través de mis hijas.
Un abrazo, querida Lilyth, siempre te tengo presente.

Maria de Mave dijo...

Tienes toda la razón, pero hay otra cosa que a mi también me flipa y son las tribus urbanas propias de cada ciudad. El Barcelona las hay muy peculiares y en Bilbao, ni te cuento. Y así, casi casi en cada ciudad hay un look característico. ¿Os habeis fijado alguna vez?

Fher dijo...

Haber, déjame ver si entendí, dices que a medida que la tecnología avanza en todo sentido, la humanidad es la que se queda atrás o va lentamente evolucionando...?, si es así bueno yo te diría, o mas bien te preguntaría....recuerdas el cuento de la liebre y la tortuga...?
Pues a mi también me recordaste aquellos años en que tenia y vivía lo mió como adolescente, y hoy en día a veces es difícil de dejar o mas bien de vestir como lo hacia esos años, es como me decía un amigo, "recuerdas los tenis de caña y los Jeans Buggy´s..?, todavía me visto así en casa los fines de semana"...jaja bueno "cada loco con su tema"; pero aparte de ser un tema Nostálgico que es difícil de dejar, sin embargo la tecnología es diferente, debemos de seguir los pasos de ella, hoy en día, si no es así "te mueres" ó "te aplastan" ó como quieras llamarlo.
Por eso ahora podemos escuchar desde Mozart, BB King (u otros artistas mas antiguos) hasta...mmm bueno el primer tema de los ranks del mundo y escucharlos en casa con la vestimenta que mejor te guste o que mejor te haga sentir, no importa si es del siglo pasado literalmente, por que si vemos bien, asi es...jaja.

Cuidate!!
BESOS Y ABRAZOS!!

Maria Coca dijo...

Creo que todo son modas. Los adolescentes obedecen a la "rebeldía" de la moda imperante. Los medios de comunicación y la sociedad imperan.

Besosss

Vania B. dijo...

Lo que no ha cambiado desde los '80 es que las utopías por las que "luchaban" otras generaciones pasaron a ser sueños cada vez mas desteñidos e imposibles. De todos modos la juventud es una etapa en que los changos creen que pueden vivir fuera del círculo de: colegio-universidad-postgrado-familia-laburo-hijos... cuando muchos terminamos nomás siendo un engranaje más en la gran máquina. Como bien dices lo que cambia es la moda y lo pequeño de los aparatos.

Espero que la juventud como fuerza de cambio hacia una mejor vida para TODOS no sufra el desvanecimiento de sus sueños.

Abrazos, Lilyth.

Mariposa_de_papel dijo...

Pues a mi también me parece poco original vestir igual que el resto, sólo para no ser etiquetada de extrañ@, no basta ser un estereotipo hay muchos adolescentes que pierden su personalidad por seguir al grupo dominante...

Saludos guapa!;)

NiNoSkA NoGaLeS dijo...

y estoy de acuerdo con Vania, que sigan los sueños frescos, libres, y decididos a enfrentar cuanta barrera se presente, siempre por el bien de todos!

repito Lilyth tu siempre tan precisa, este post invita también a la reflexión, ojo que hasta la juventud va pasando, pero esos sueños deben permanecer jóvenes siempre!

besitos